snsjcopia.png

Kimi no Na wa: Perseguir e imitar | Versailles Anime #03


Versailles Anime #03, una columna de Francisco Maldonado


Este artículo contiene algunos SPOILERS de Your Name (Kimi no Na wa). No te arruinan nada y revelan muy poco, pero, de todas formas, no está de más la advertencia. Recomiendo leer este artículo mientras se reproduce la banda sonora de la película, créanme que va a hacer la diferencia. Kimi no Na wa (Your Name) es una película de animación japonesa estrenada en 2016; escrita y dirigida por Makoto Shinkai, animada por CoMix Wave Films y distribuida por Tōhō. ​ La película está inspirada en la novela del mismo nombre escrita por Shinkai que fue publicada el 18 de junio de 2016. Masayoshi Tanaka es el diseñador de personajes y la banda japonesa Radwimps compuso la música de la película. ¿Qué quiere decir que una película de anime sea la mejor? ¿Qué significa que una banda sonora (de anime) sea la mejor? ¿Qué quiere decir para mí, que esté en el top de todo? A lo largo del tiempo nos hemos encontrado con bandas sonoras muy bien producidas, donde las selecciones de timbre van acordes con la trama, que tienen armonías y desarrollos motívicos hermosos y que están basadas en géneros que dan un carisma único a la historia que acompañan. Si se hiciera un top 10 de bandas sonoras de anime, nos daríamos que cada una de ellas sería buena en una cosa, sería la mejor en un aspecto, tendría una característica especial que la pondría en ese lugar y eso estaría bien. La banda sonora de Kimi no Na wa (Your Name), así como la película en sí misma, no es la mejor en nada, pero es excelente en todo, y es para mí la mejor representante del género, porque en cierta forma tanto las bandas sonoras como el anime son un género aparte. Decía Yōko Kanno (compositora japonesa) que existe una gran diferencia entre las bandas sonoras de producciones de Hollywood y las de anime japonés, porque las escenas se van construyendo de manera diferente y las ideas que se exploran son completamente distintas. Convertir escenas que durarían segundos en macro momentos. Es muy difícil verbalizar lo que las bandas sonoras de anime pueden llegar a transmitirte, pero en ninguna se manifiesta tanto como en la de Your Name. Dentro de las canciones de la película, hay un tema llamado “Sparkle”, y sin hacer spoilers puedo decir que toda la historia podría esquematizarse a partir de los cuatro primeros acordes de esta canción. Está compuesta por un ostinato y dos voces que se persiguen y se imitan. Y es que en la película hay un ostinato, una especia de entramado que todo lo relaciona y a través del cual los dos personajes principales se conocen y pueden “sonar”, él y ella, dos voces que se persiguen y se imitan. Esta banda sonora fue compuesta por el grupo japonés Radwimps y tiene muchos enfoques diferentes. Tiene piezas compuestas para piano y cuerdas, estas tienen más relación con la parte religiosa de la trama. Existen también varias piezas de piano solo, las cuales son mucho más melancólicas y luego tienen una colección de temas independientes que van acompañando distintas escenas no tan relevantes en la trama. Y lo más importante, tiene cuatro canciones de J-Pop (Pop japonés), que son la parte fundamental de la banda sonora y las que hacen que valga la pena. Las cuatro son la exploración del mismo tema, es decir, están basadas en la misma melodía, pero tratándola de maneras diferentes. Hay una sonoridad que aparece en toda la película y es la de reproducir la grabación de un instrumento, pero invertida (hacia atrás). Uno de los puntos principales de la película es la exploración del tiempo y de si el futuro puede cambiar el pasado. El hecho de que la primera canción del disco empiece con este timbre y la última termine con una mezcla de esta sonoridad más la de los instrumentos sonando normalmente, ya te encuadra la historia. Este tipo de cosas hacen de la banda sonora algo diegético, es decir, parte de la historia misma de los personajes. En el tema Nandemonaiya el tratamiento de la melodía es distinto, esta canción es la última del disco y de la película. La música nos dice que al final las cosas han cambiado, el tema se ha reordenado en el tiempo, este es el tema que tenía que haber sido, y aquel que ha estado sonando durante toda la película estaba mal, estaba desordenado. Esta película me sacó más de un prejuicio de encima, renovó en mí una gran cantidad de sentimientos que no encontraba hace mucho, cambió mi cabeza en el transcurso de la historia. Parecía que la había visto hace años, que la historia era mía ¿Cuándo fue la última vez que te mordiste los labios para no llorar? ¿Cuándo fue la última vez que sentiste que había una línea imaginaría que te separaba de aquello que más amabas? La película está llena de planos con líneas que cortan la imagen a la mitad y no es un detalle menor que sean puertas las que dibujan estas líneas, nunca nadie pasa por el medio, solo se muestra la puerta. ¿Cuántas veces te encontraste a una puerta de distancia de algo que esperaste por mucho tiempo? ¿Crees en el hilo rojo del destino? El y ella, dos voces que se persiguen y se imitan. A veces el tiempo no es el correcto, te esfuerzas, sientes que está a la mano, luchas un poco más, pero siempre hay un evento que te empuja solo lo suficiente para que no lo alcances y solo lo roces. Dice la creencia que quienes están unidos por este hilo rojo están destinados a estar juntos, sin importar el tiempo, la distancia o las circunstancias y que no importa cuánto se estire o enrede, nunca se va a romper. Pero, ¿qué pasa cuando el hilo se enreda tanto que duele tenerlo atado? ¿qué pasa cuando nos damos cuenta que desenredarlo nos llevará más tiempo del que estamos dispuestos a soportar? Taki (el) fue capaz de atravesar literalmente una vida de distancia para alcanzar a Mitsuha (ella). A veces las líneas no están completas, a veces solo tenemos líneas borradas con padres, amigos, amores, familia. A veces la línea es cortada desde el cordón umbilical y nunca se vuelve a unir. Mientras veía la película pensaba en cuántas veces queremos completar esas líneas en nuestra vida, pero aun cuando las trazamos y ese otro extremo nos tiene enfrente, no nos reconoce. Your Name no es necesariamente triste, nos dice de a poco que la vida es un círculo por completar y que al final la felicidad está, ya sea en un pueblo que sobrevive a un fenómeno natural o en un amor que después de mucho logra estar completo. Nos hemos enfocado tanto en dibujar líneas rectas para unir, cuando debíamos entender desde el principio que el círculo era la línea definitiva, porque no importa la distancia, estás en la misma línea, no hay nada que necesites unir, no hay aristas, no hay finales, es perseguirse e imitarse una y otra vez. El círculo es la línea perfecta, está por encima del tiempo, es un ciclo que no acaba, que conecta nuestro mundo con el intangible, que nos acerca a los anhelos. El círculo contiene en un abrazo, calienta los alimentos de nuestra familia, encierra el color de las ventanas de nuestra alma, nos ilumina en la mañana y acompaña en la noche. Tal vez y solo tal vez, todo eso que perdimos, simplemente no estaba dentro del círculo que habíamos dibujado con nuestro hilo. Your Name fue un suceso mundial en 2016 y desplazó a “El Viaje de Chihiro” como la película de anime que más recaudó en todo el mundo. Y aunque algunos de ustedes puedan dudar, a veces y solo a veces, algo se hace conocido y popular porque es bueno. Empezar a verla es como cuando estás en una montaña rusa y la subida inicia, sabes que la caída es inevitable, pero aún ni siquiera has llegado al punto más alto. Es un viaje de expectación continua, una película que se anuncia a sí misma, y créanme que la recompensa emocional vale la pena toda la espera. Esta película es una de las experiencias más acogedoras que he tenido el placer de tener. Soy incapaz de poner pausa a sus canciones, me hizo incapaz de ponerle pausa aun cuando sean las dos de la madrugada y la cuarta vez que la veo. Eran las ocho de la mañana y no era capaz de mantener los ojos abiertos sin llorar para poder escribir esto. Pensaba que no puedes ser objetivo con Your Name, solo puedes dejarte llevar por la historia y las cuerdas que lo unen todo. Esta película me hizo recordar lo que sentía cuando miraba Dragon Ball y levantaba las manos para ayudar a Goku a ganar. Es imposible no verla sin que el corazón se te detenga y los vellos se te ericen. Hace cuatro años volví a enamorarme del anime, hace cuatro años empecé a ver distinto el sol y la luna. Es curioso que técnicamente la punta de los bolígrafos que usamos para escribir las historias es redonda y las tizas funcionan mejor cuando dejan de ser cuadradas. Hace cuatro años entendí que aquello que anhelaba ya estaba ahí, dentro del círculo, que el tiempo era un detalle, pero que nos estábamos persiguiendo e imitando en nuestros pasos, para desenredar juntos el hilo y algún momento decirnos el uno al otro ¿cuál es tu nombre?

La web de TRÍADA PRIMATE y todo su contenido pertenece a José Natsuhara, amo y señor de los confines del arte contrasistema y asesino de palurdos ajetreados empleados de la vara y la patética sobonería